Personal

Nuestro gran lujo son las personas que cuidan…


Nuestro equipo humano está formado por profesionales que atienden a nuestros mayores desde una auténtica vocación  de servicio. Desde nuestro carisma católico desempeñamos nuestro trabajo con la conciencia de amor al prójimo y atención a los más necesitados.


Nuestro gran lujo son las personas que cuidan a nuestros mayores con una amplia experiencia y trayectoria en nuestro centro y con gran cariño a su profesión y a la atención socio sanitaria de mayores.


Además, contamos con la asistencia de un consolidado grupo de personas que trabajan en nuestro centro como voluntarios ayudando a dotar de un mejor y más completo servicio a nuestros mayores.